javascriptNotEnabled

Inicio \ Comunidad \ Blogs \

CAMINO A LA PERDICIÓN

   Hacía tiempo que venía pensando hacer una entrada semejante a la que pretendo con ésta, pero siempre encontraba otro tema más interesante del que escribir. El tema en cuestión no es más que un humilde mini-estudio (desde mi punto de vista) de algunas cuestiones y situaciones que se dan en los “blog de usuario”. Hoy me decido, por fin, motivado por el extraño dato que arroja uno de ellos, y que más adelante comentaré.

   Hace poco más de un año (si mal no recuerdo) que IntelliPoker tuvo la brillante (obsérvese que va sin entrecomillar) idea de brindar la posibilidad de que los “blog de usuario” quedaran destacados en la página principal, creando un apartado exclusivo para ellos. Anteriormente a eso se alojaban exclusivamente en el foro como hilos independientes en una “discusión” más. Y aun hoy siguen ahí tres de ellos en activo: Johnnie Guti, Alpazin y Pibasog. Este último incluso habiendo utilizado el nuevo formato en tres ocasiones prefiere el modelo antiguo, seguramente porque al estar alojado como hilo de un foro la interacción con sus seguidores es más cómoda y cercana; que es lo mismo que pienso deben de opinar los otros dos.

   Las diferencias entre ambos formatos son notables, y no todo son ventajas para uno e inconvenientes para el otro. Mientras que el formato antiguo permite mantener una correspondencia más íntima, cómoda y cercana con sus seguidores, y se libra de la (incomoda a veces) valoración de las entradas y de un “indiscreto” contador de visitas, el nuevo formato está destacado en portada, con la posibilidad de que una entrada quede aun más destacada si ésta es considerada de interés. En la parte negativa, en el antiguo formato, un blog no deja de ser un hilo más dentro de un foro, y por contra, el nuevo formato se adecua mejor a lo que debe de ser un blog como tal. Además, la valoración de las entradas y el contador de visitas pueden convertirse en herramientas útiles tanto para el lector como para el “bloguero”; este último puede así saber qué grado de popularidad alcanza su blog y el agrado o desagrado que causan sus entradas; por ende el lector tiene la oportunidad de mostrar su acuerdo o desacuerdo de esa rápida manera, si bien no quiere hacer uso de la posibilidad de dejar un comentario.

   Aun así en la práctica no resulta tan perfecto; sobre todo el indicador de valoración por ser de uso escasamente popular. Tampoco el contador de visitas indica exactamente cuántos posibles lectores tiene una entrada, puesto que hasta el mismo “bloguero” puede falsear el dato entrando y saliendo constantemente de su entrada. Algo que yo evito en la medida de lo posible para no desvirtuar el resultado. A pesar de no resultar perfecto no deja de ser un indicativo para el lector y más todavía para el “bloguero”, incluso si este falsea sus datos de cara a todos los demás, bien sabe él que su blog ni es tan visitado ni tan bien aceptado como nos muestra.
  
   En poco más de un año de andadura el nuevo formato de blog ha atraído a numerosos “blogueros”. Y hasta la fecha los he leído a todos, los he valorado a todos y he comentado en unos pocos. Es quizá por eso que me atrevo a escribir esta entrada. Pocos, creo yo, habrán leído todo cuanto ahí se ha escrito. Desde los que lucen unas pocas decenas de visitas, hasta los que ha leído todo el mundo. Algunos “blogueros” son fugaces, otros persistentes, y muy pocos los que perduran en el tiempo. Algunos escriben escuetas entradas, y otros largos tochos como éste, e independientemente de su tamaño, incluso temática, unos resultan interesantes y otros a lo sumo “divertidos” por la enorme acumulación de faltas ortográficas y la pobre gramática que muestran.

   Por supuesto tengo mis preferencias, y a menudo coinciden con las de la mayoría, si damos por válido los datos que nos confieren el contador de visitas y las valoraciones dadas por el resto de lectores. Pero no siempre. Y aun menos coinciden con quien tiene la potestad de destacar las entradas en la portada de IntelliPoker; muy pocas veces me encuentro entradas destacadas que según mi criterio lo merezcan. También es verdad que se peca más por exceso que por defecto, pues son muy pocas las que considero que serían dignas de destacar que no lo hayan sido. Pero a veces se elimina una vieja entrada de más interés y mejor realizada para incluir una nueva, que en algunas ocasiones resulta hasta lamentable. Supongo que por actualizar la página de inicio, pero sacrificar calidad por novedad no me parece una buena idea; los viejos usuarios bien saben dónde encontrar las nuevas entradas, sin embargo si un nuevo usuario pincha el link destacado en la portada y se encuentra un bodrio cargado de faltas ortográficas y escaso o nulo valor temático ¿qué puede llegar a pensar?: ¡Qué nivel, Maribel!.

CONTINUARÁ*


*En vista de que esta entrada me va a salir más larga todavía de lo que suele ser habitual (que no es poco) he decidido partirla en dos o tres (esperemos que no tanto) con el fin de que no os resulte demasiado pesada, y que todos aquellos que leyendo la primera no les haya gustado puedan elegir no seguir con la segunda y menos con la tercera (esperemos que no tanto, porque yo también me canso). xD  
Accede a tu cuenta o regístrate ahora para publicar tu comentario.
diagnostico
¿Eres nuevo?

Toma el test de evaluación y comienza tu carrera de poker, disfruta!

¿Ya eres miembro? Inicia Sesión aquí
javascriptNotEnabled
Aprende Desde lo básico hasta estrategia avanzada
Practica Mejora tus habilidades con nuestros profesores
¡Gana! Conviértete en un jugador ganador